Alarma genera ataque incendiario con uso de armas de fuego en zona urbana de Labranza

Maquinaria afectada pertenece a la empresa Socovesa, que construye en el sector Hacienda Santa María.

Personal de la Policía de Investigaciones trabaja para dar con los responsables de un ataque incendiario que ha generado alarma en la localidad de Labranza, perteneciente a la ciudad de Temuco, debido a que el hecho se produjo en el sector Hacienda Santa María, apenas a metros de lugares urbanos y densamente habitados.

El subcomisario Juan Arévalo, jefe de la Brigada de Investigaciones Policiales Especiales (Bipe) de la PDI, precisó que el hecho se produjo cerca de las 5 de la madrugada de este viernes, cuando un grupo de sujetos intentó quemar una maquinaria de la empresa Socovesa, que realiza obras de construcción de viviendas en el citado sector residencial que se ubica en el sector poniente de Labranza, saliendo hacia Nueva Imperial.

“Al entrevistar a los guardias de la empresa, relataron que al momento de huir, los desconocidos dispararon contra ellos y contra cuatro viviendas no habitadas”, agregando que al constituirse en el sitio del suceso, los detectives encontraron dos panfletos con consignas alusivas a la causa mapuche.

El oficial dijo que el fuego logró ser controlado a tiempo, antes que destruyera la maquinaria.

SEGUNDO ATAQUE INCENDIARIO
Vecinos recordaron que este no es el primer hecho de violencia que se produce en ese sector, pues en marzo del año pasado, personal del Cuerpo de Bomberos de Temuco y Carabineros debió trasladarse al mismo sector de Hacienda Santa María de Labranza, oportunidad en que sujetos intentaron iniciar fuego en varios puntos de una bodega que también era utilizada como comedor de una empresa constructora de viviendas, el que fue controlado antes que se propagara.

En esa ocasión, el ataque no fue reportado por los medios de comunicación regionales, debido a que el fuego no generó grandes daños y ocurrió a altas horas de la madrugada, pero subrayaron que al igual que lo ocurrido este viernes, la bodega atacada en aquella oportunidad se encontraba a no más de 50 metros del área que ya está habitada por alrededor de 4 mil familias de Labranza, quienes adquirieron sus inmuebles en un megaproyecto inmobiliario que se viene construyendo desde hace al menos ocho años en ese sector.

Redes Sociales